Movilizar situaciones


El bloqueo y estancamiento de nuestro hogar es un reflejo del bloqueo y estancamiento en el que habitamos dentro y fuera de él.

Al desbloquear un espacio se percibirá un estado interior renovado y abierto, una sensación general de posibilidades, una visión más fresca respecto a uno mismo y al lugar que ocupa.

 Olas Bravas Mar verde espuma blanca Agua Agua

Si partimos de la relación entre entorno (hábitat) e individuo, en el que el uno afecta al otro, parece coherente pensar que incidiendo sobre el hábitat podremos incidir sobre la persona que habita ese espacio.

El estancamiento energético en las viviendas o lugares de trabajo o relación es muy común en la sociedad actual.

El desplazamiento masivo de la población hacia las ciudades nos obliga a convivir con paisajes artificiales, materiales duros, iluminación artificial, formas aceleradas…

Las formas suaves, los procesos regenerativos, la luz, los elementos de la naturaleza en estado salvaje, la relación con otras especies, los ciclos naturales… toda este sistema de relación almacenado en nuestros códigos internos conscientes e inconscientes se ve afectada por los usos y hábitos al habitar las ciudades modernas, el concepto “ciudades habitables” va más allá de lo aparente.

Nuestros hogares, principalmente deberían ser fuente de renovación, donde abastecernos para mantener un nivel vital sano que permita relacionarnos con la Vida, ya que ésta, en muchos casos, transcurre en entornos poco “amigables”.

El bloqueo y estancamiento de nuestro hogar es un reflejo del bloqueo y estancamiento en el que habitamos dentro y fuera de él.

El Feng Shui, la medicina del hábitat y la decoración natural, pueden propiciar el desbloqueo y armonización de nuestros espacios a partir del uso de los Elementos como principio activo y, de su profunda conexión con la naturaleza en todas las técnicas que se aplican.

El desbloqueo o estancamiento energético de nuestros espacios vitales propicia lugares abiertos a las posibilidades: espacios de reposo y regeneración, de compartir y de crear, de vivir y permitir.

Solicita información y presupuesto sin compromiso

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.